Inseminación artificial con donación de semen en Ucrania

La donación de semen es un procedimiento de reproducción asistida que permite tener hijos a las mujeres solteras y a aquellas parejas con factor grave de infertilidad masculina.

La legislación ucraniana permite la donación de semen manteniendo el anonimato del donante y ofreciéndole una compensación económica por las molestias y gastos derivados.

Cuando se emplea semen de donante es posible aplicar tanto la inseminación artificial como la fecundación in vitro. La elección de una u otro técnica reproductiva dependerá principalmente de las características de fertilidad de la mujer.

A continuación tienes un índice con todos los puntos que vamos a tratar en este artículo.

Índice

Inseminación artificial con donación de semen en Ucrania

¿Cuándo se puede hacer la inseminación artificial?

La inseminación artificial consiste en la introducción de una muestra de semen en el útero de la mujer que desea ser madre con el objetivo de que se produzca la fecundación de los óvulos por parte de los espermatozoides depositados.

Para que la inseminación artificial puede ser exitosa, es necesario se se cumplan los siguientes requisitos:

  • Las trompas de Falopio deben ser permeables, es decir, no estar obstruidas, pues la unión óvulo-espermatozoide tiene lugar en las trompas.
  • Es necesario que la mujer ovule de forma natural.
  • La mujer debe tener una buena reserva ovárica.
  • La calidad seminal debe ser buena, especialmente en relación a la movilidad y concentración. No se recomienda hacer una inseminación artificial en situaciones cuyo REM (recuento de espermatozoides móviles) es menor a 3 mill. de espermatozoides móviles.

Éste último requisito no es un problema en caso de donación de semen, pues todas las muestras de donante tienen una calidad excelente. Un donante con muestra seminal mediocre o de baja calidad es descartado.

Asimismo, es importante destacar que la legislación ucraniana insiste en que los donantes deben ser chicos jóvenes y haber superado una serie de pruebas médicas y psicológicas que certifiquen su adecuado estado de salud.

Por otra parte, muchos centros recomiendan no hacer inseminación artificial y recurrir directamente a la FIV cuando la mujer tiene más de 35-37 años.

Procedimiento de inseminación artificial

La inseminación artificial es una técnica de baja complejidad que se realiza en la propia consulta ginecológica. Es un procedimiento corto e indoloro por lo que no requiere anestesia.

Cuando una mujer o pareja se somete a esta técnica, los pasos por los que deben pasar son:

  • Estimulación ovárica de la mujer. La mujer se administra medicación hormonal para estimular ligeramente la producción ovárica y así asegurar y controlar el momento de la ovulación.
  • Preparación del semen. Las muestras de semen de donante están congeladas durante un mínimo de 6 meses. Si pasado este tiempo el donante supera las pruebas médicas que confirman que no hay patologías, la muestra es descongelada y preparada para la inseminación.
  • Inseminación.La paciente se administra la última medicación (hormona-hCG) para promover la ovulación y aproximadamente 24 horas después se carga el semen en la cánula, se deposita la muestra seminal en el útero a través de la vagina.

Tras la inseminación, la paciente permanece en la consulta durante 20-30 minutos. Tras este tiempo, volverá a su casa y podrá hacer vida normal hasta la prueba de embarazo en la que se analizará el nivel de hormona beta-hCG. Esta prueba se realiza aproximadamente 15 días después de la inseminación.

Un comentario

  1. usuario
    tinerila

    Yo fui mamá de esta forma, no es Ucrania, pero bueno, el caso es que es una técnica sencilla y que recomiendo a todas las mujeres solteras con deseo reproductivo. Ser mamá es maravilloso.

Las cookies nos permiten ofrecerle publicidad personalizada y recopilar datos estadísticos. Si continua navegando consideramos que acepta nuestra política de cookies.   Aceptar